Tecnología

Tres motores para conquistar el espacio [VÍDEOS]

En el siguiente vídeo se explican los tres motores que necesitamos para colonizar el espacio en diferentes plazos de tiempo, tanto para su ejecución como para la duración del viaje.

Motor de fisión nuclear para el espacio:

Permitirá rebajar los tiempos de viaje a Marte de ocho a sólo tres meses. La teoría para fabricar estos motores es conocida y tenemos la tecnología necesaria para fabricarlos. Ponerlos en marcha es sólo cuestión de dedicar el presupuesto, diseñar el proyecto y ejecutarlo.

Tanto el Pentágono como la NASA están trabajando en estos sistemas ahora mismo. China está también trabajando en un motor de iones conectado a un generador nuclear capaz de llegar a los 50 megavatios de potencia y más allá. Aún así, estos motores con tecnología de fisión nuclear todavía serían demasiado lentos y tardarían más de dos años en llegar a Saturno.

Motor de fusión:

Permitiría llegar a Marte en 30 días o menos. Estos sistemas para el espacio están algo más lejos que los motores de fisión. Aunque la teoría está demostrada gracias a nuestro conocimiento actual de la física, la tecnología para construirlos todavía está en desarrollo. La buena noticia es que hay universidades y compañías que ya están trabajando activamente en hacerlos realidad en menos de dos décadas.

Motores “breakthrough”:

Desafían las leyes de la física conocida y podrían llevarnos a otras estrellas en cuestión de meses. Es el sueño en lo que lleva trabajando toda su vida el Dr. Harold “Sonny” White, un ex-ingeniero del grupo de propulsión avanzada NASA Eagleworks.

Según White, que se puede ver explicando todo esto en el siguiente vídeo, la única manera de conseguir viajar a otras estrellas es usando un motor con una tecnología propulsora que ahora mismo no podemos imaginar porque no tenemos el conocimiento necesario.

El equipo de White trabaja ahora para DARPA, el brazo de investigación del Pentágono, en la exploración de nuevos propulsores. De ese trabajo salió la detección de la primera burbuja de curvatura que demuestra de manera práctica que esta tecnología de viaje más rápido que la luz es posible, aunque por ahora esté muy lejos de convertirse en una nave espacial real.

También puedes leer: Virgin Galactic y SpaceX, turismo en el espacio [VÍDEOS]

White pertenece al Limitless Space Institute (LSI), la institución sin ánimo de lucro. Su misión es “inspirar y educar a la próxima generación para que viaje más allá de nuestro sistema solar y apoyar la investigación y el desarrollo de las tecnologías necesarias”. Su objetivo final, afirman, es conseguir lanzar una misión tripulada a Próxima Centauri antes del final de este siglo.

 

 

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba